Catástrofes naturales en tiempos de acumulación económica y riesgos climáticos

Sin duda, estamos atravesando una etapa histórica con el COVID-19. Sin embargo no es la primera amenaza global que conocemos. Los fenómenos meteorológicos extremos y la creciente gravedad de las catástrofes naturales provocarán mayores daños en el futuro.

Swiss Re Institute señala en su último sigma «Catástrofes naturales en tiempos de acumulación económica y cambio climático» que el calentamiento global ocasionará un aumento de la intensidad y la frecuencia de fenómenos meteorológicos severos y también mayor incertidumbre en su evaluación. Los daños económicos y asegurados resultantes de estos fenómenos se incrementarán en las próximas décadas, lo que representa una importante amenaza para la resiliencia global.

Mundialmente, los daños económicos generados por catástrofes naturales y siniestros antropógenos en 2019 ascendieron a 146 000 millones de USD, por debajo de los    176 000 millones de USD en 2018 y del promedio anual de los 10 años anteriores de 212 000 millones de USD. El sector del seguro en el mundo cubrió daños por valor de 60 000 millones de USD, una cantidad inferior a los 93 000 millones de USD en 2018 y 75 000 millones de USD como promedio en los 10 años anteriores.

Los riesgos climáticos continúan siendo asegurables, pero las aseguradoras deben ser cautelosas respecto a los registros históricos de daños a la hora de crear modelos de riesgo para tener en cuenta las tendencias climáticas y socioeconómicas.

Si no se toman medidas tangibles inmediatas para hacer frente al aumento de las temperaturas, es probable que los sistemas climáticos alcancen puntos de inflexión irreversibles.

Consulte el reporte completo, ahora disponible en Español, aquí.